post

Y la Gloria de Dios resplandeció.

Leer Lucas 2:8-14

Anualmente, en diciembre, celebramos en todos los hogares las añoradas fiestas  navideñas. La navidad se ha convertido en encuentros de las familias y los  amigos. Entre los temas de conversación que giran alrededor de la mesa está el nacimiento de Jesús. La concepción artística de la navidad  presenta a la familia de Jesús como imágenes grabadas en un cuadro con marco dorado, con una María en calma que recibe las nuevas de la anunciación por parte de un ángel como una forma de bendición.

Sigue leyendo
post

¿Realmente conoces a Dios?

Leer 1 Pedro 1:8

El año 2020, sin duda alguna, será uno de esos años recordados históricamente a nivel mundial, por todo lo que ha acontecido y está sucediendo. “Pandemia, pérdidas humanas, muertos sepultados en fosas comunes, bolsa de valores bajando como nunca antes, escases, incendios forestales, explosión de volcán, terremotos, hambre, incertidumbre, entre otros”. Es impresionante ver lo que está pasando en todo el mundo.

Sigue leyendo
post

Vida devocional

Cuando hablamos de un devocional, pensamos en un tiempo individual o grupal; donde nos apartamos, oramos, leemos la escritura, meditamos en ella y cantamos. El fin principal es conocer a Dios, permitiendo fortalecer nuestra relación con el Señor. El devocional es tan importante que va mas allá de un tiempo diario; es una realidad que debe ocupar todo nuestro ser, por eso debemos preguntarnos: ¿qué tal nuestra vida? ¿será qué estamos reflejando nuestra devoción y amor por nuestro Señor?

Sigue leyendo
post

Discípulos a tiempo completo (Parte 1)

En primer lugar y desde los evangelios se observa claramente que nuestra Naturaleza como discípulos es divina y espiritual (2 Pedro 1:4); debido a que de manera determinante e incondicional es impartida por Dios, y delegada como tarea principal y multiplicadora a sus seguidores sin detenimiento alguno. En la revisión del evangelio de Marcos se observa de manera clara la forma en que esta misión es encomendada por el mismo Señor antes de ascender al cielo en Marcos 16:14-18.

Sigue leyendo