post

Escucha y obedece la palabra de Dios

Leer Santiago 1:19-27

Desde hace algunos años, vengo escuchando una sabia frase, que atrajo mi atención desde la primera vez que la escuché:

“Dios nos ha dado dos oídos y una boca, para oír más y hablar menos”

Zenón de Citio

Esta frase, se hace latente en mi mente, al estudiar un pasaje como el de Santiago 1:19-27, ya que Santiago empieza este pasaje, empleando palabras muy sabias y similar a la frase de Zenón.

Sigue leyendo
post

Una fe a “simple vista”

Leer Hebreos 12:1-2 

Introducción:

Hace unos cuantos meses atrás, estando recién iniciada la pandemia y con cuarentena obligatoria, nos enfrentamos a diversos y necesarios cambios que iban desde la comunión, relación y mayor tiempo de convivencia en el hogar, hasta la adaptación a los repentinos cambios que nos obligaron a tomar precaución y prevención a la hora de adquirir alimentos y atender las diversas responsabilidades que como creyentes tenemos. Estas responsabilidades aumentaron en algunos casos, por lo que debíamos “asistir” a reuniones en la web o por algún otro medio tecnológico.

Sigue leyendo
post

Nuestra Posición en Cristo

Leer Santiago 1:9-11

El tema de las prueba que se menciona al inicio del verso 2, capítulo uno, “Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia” (1:2). Santiago, les escribe a los creyentes  que están   siendo perseguidos por causa de fe en Jesucristo.  Él les  invita a tener  gozo en medio del sufrimiento, y a la vez pedir sabiduría, paciencia y fe. (1:5-6). 

Sigue leyendo
post

ENFRENTANDO LAS PRUEBAS CON SABIDURÍA

Leer Santiago 1:5-8

Qué bendición y alegría es para mí, animar a la iglesia del Señor, con esta nueva serie de estudios basados en la epístola de Santiago. En primera instancia, el propósito de esta carta, era animar y corregir ciertas actitudes y conductas que Santiago, percibía en sus lectores. Estas deficiencias tal vez se resumen mejor en la declaración de Santiago 1:8 El hombre de doble ánimo es inconstante en todos sus caminos.”

Sigue leyendo
post

Derribados, pero no destruidos

Leer: 2 Corintios 4:8-9

Una de las mayores maravillas de la industria petrolera, son las estaciones de bombeo de flujo; éstas sirven como relevo e impulso para el fluido que es trasladado por medio de tuberías. En muchos casos la velocidad del flujo es casi nula debido a los trayectos recorridos y a la viscosidad del fluido, por lo que una estación de bombeo viene a dar la velocidad y fuerza necesaria para transportar de manera eficiente la sustancia al tanque de recepción final. En días convulsionados como los que vivimos, necesitamos estaciones de flujo que nos permitan descansar, avanzar y establecer contacto con el Dueño de las “máquinas de bombeo”, el Dios que impulsa y bombea a aquellos fieles a su destino seguro.

Sigue leyendo
post

UNA LECCIÓN DE AMOR

Leer Jonás 4:5-11

Como todo comienzo tiene un fin, la serie que hemos venido estudiando estas últimas semanas sobre el libro de Jonás, no es la excepción. Sin duda alguna este libro, nos ha llevado a comprender cómo Dios revela su dominio Soberano sobre el hombre y toda la creación. Mostrando Su magnificencia, poder, amor y misericordia sobre aquellos a quienes Él quiere. En el artículo anterior estudiamos el enojo de Jonás, a tal punto que llegó a clamarle al Señor pidiendo que le quitara la vida (Jonás 4:3). No obstante la respuesta de Dios fue una pregunta ¿Haces tú bien en enojarte? (Jonás 4:4). En el siguiente escrito veremos con detalles el amor de Dios por los habitantes de Nínive, a quienes Dios había creado, y la reprensión del Señor sobre Jonás por segunda vez.

Sigue leyendo
post

¿Haces tú bien en enojarte tanto?

Leer Jonás 4:1-5

La lectura del libro de Jonás es causante de diversas emociones, mientras compartía un estudio de Jonás, uno de los oyentes del mensaje le causaba gracia el hecho de que el profeta estaba durmiendo en la barca mientras ocurría la tempestad y el capitán le decía “¿qué tienes, dormilón?” Jonas 1:6, Desde ahí, esta persona recuerda a Jonás como el profeta dormilón; para otros, es objeto de juicios por sus episodios de rebeldía y enojo que este profeta experimentaba, sin embargo, lo cierto es que este profeta tiene mucho más en común con nosotros de lo que podemos imaginar. En este estudio, responderemos a la pregunta, ¿haremos bien en enojarnos tanto?

Sigue leyendo