post

UNA LECCIÓN DE AMOR

Leer Jonás 4:5-11

Como todo comienzo tiene un fin, la serie que hemos venido estudiando estas últimas semanas sobre el libro de Jonás, no es la excepción. Sin duda alguna este libro, nos ha llevado a comprender cómo Dios revela su dominio Soberano sobre el hombre y toda la creación. Mostrando Su magnificencia, poder, amor y misericordia sobre aquellos a quienes Él quiere. En el artículo anterior estudiamos el enojo de Jonás, a tal punto que llegó a clamarle al Señor pidiendo que le quitara la vida (Jonás 4:3). No obstante la respuesta de Dios fue una pregunta ¿Haces tú bien en enojarte? (Jonás 4:4). En el siguiente escrito veremos con detalles el amor de Dios por los habitantes de Nínive, a quienes Dios había creado, y la reprensión del Señor sobre Jonás por segunda vez.

Sigue leyendo
post

¿Haces tú bien en enojarte tanto?

Leer Jonás 4:1-5

La lectura del libro de Jonás es causante de diversas emociones, mientras compartía un estudio de Jonás, uno de los oyentes del mensaje le causaba gracia el hecho de que el profeta estaba durmiendo en la barca mientras ocurría la tempestad y el capitán le decía “¿qué tienes, dormilón?” Jonas 1:6, Desde ahí, esta persona recuerda a Jonás como el profeta dormilón; para otros, es objeto de juicios por sus episodios de rebeldía y enojo que este profeta experimentaba, sin embargo, lo cierto es que este profeta tiene mucho más en común con nosotros de lo que podemos imaginar. En este estudio, responderemos a la pregunta, ¿haremos bien en enojarnos tanto?

Sigue leyendo
post

DIOS NO NOS DEJA SOLOS

…y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.”

Mateo 28:20b RV60

El Señor les dice a sus discípulos antes de su partida al cielo, que no iban a estar solos, su compañía estaría con ellos todos los días hasta el fin del mundo. Sin embargo, mucho antes de pronunciar esta preciada promesa, el Señor Jesús en Juan 16:33, les advierte tanto a ellos, como hoy a nosotros, que enfrentaremos situaciones adversas, sufrimientos y aflicciones. Situaciones difíciles donde podríamos cuestionarnos: ¿Qué haremos? ¿Realmente está Dios conmigo?

Sigue leyendo